Cajón desastre

Financiación rápida en tiempos difíciles

Conseguir financiación rápida es uno de los mayores problemas a los que nos enfrentamos en tiempos difíciles. La falta de liquidez puede suponer un grave problema para nuestra economía profesional y/o personal.

La pandemia del coronavirus ha puesto patas arriba nuestro mercado laboral y nuestro día a día. Las consecuencias de las continuas restricciones y confinamientos ha provocado un desajuste económico que afecta directamente a las economías personales y lastra el normal desarrollo de nuestra gestión doméstica.

La principal causa es la dificultad para mantener en activo el tejido industrial y comercial. Esa es la causa que ha llevado a muchas personas a buscar nuevas vías de financiación. Esos canales como puede ser Evo Finance pueden ser contratados de forma presencial con un operador económico o desde aquí, por vía telemática.

¿Por qué solicitamos créditos rápidos?

Los gastos de nuestras empresas continúan llegando. Los alquileres, servicios como el agua y la luz, gastos fiscales y salarios ahogan principalmente al pequeño y mediano empresario. Los ingresos, por contra, han caído en picado y ponen en una situación límite a multitud de negocios. Por suerte, el mercado ha reaccionado con rapidez e incluso desde el sitio web de las entidades de crédito como Creditea se puede conseguir la necesaria financiación.

Financiación rápida en tiempos difíciles
Financiación rápida en tiempos difíciles

De todas formas, uno de los mayores problemas que podemos encontrarnos a la hora de buscar la financiación necesaria es el tiempo que el proceso puede ocasionar. Los métodos tradicionales de financiación llevan ligados unos trámites y exigencias que dilatan la llegada de esa liquidez que necesitamos de manera urgente. Las nuevas plataformas de financiación vienen a facilitarnos las cosas con líneas de crédito que podemos conseguir con un simple trámite y en 24 horas. Desde nuestro propio móvil podemos acceder a esa liquidez que nos dará tranquilidad a la espera de tiempos mejores.

La ventaja de un crédito rápido

Las líneas de crédito rápidas no suelen representar grandes sumas de dinero pero si será suficiente para cubrir las necesidades más inmediatas. La devolución será progresiva en plazos de hasta 36 meses y con un producto pensado para adaptarse a un difícil momento económico. Esa cantidad de dinero que necesitamos para arrancar o mantener nuestro negocio, esa liquidez que un imprevisto doméstico nos exige con prontitud o simplemente, el adelanto de una nómina que aún no hemos cobrado son algunas de las posibilidades que nos ofrece este mercado.

Como conseguir un crédito rápido

El procedimiento para conseguir estos préstamos es sencillo. El sector conoce perfectamente el perfil del potencial cliente y desarrolla productos que se ajustan a las necesidades de la mayoría. Al mismo tiempo, simplifica y agiliza el proceso de solicitud para que llegar a la meta económica sea lo más fácil y rápido posible.

En España, las empresas de créditos rápidos han ido ganando cuota de mercado en los últimos años. En un proceso de digitalización del sector bancario, estas entidades llevan la delantera en el establecimiento de canales de comunicación con el cliente. Podemos resumir que entre las principales razones que llevan a una persona a solicitar un crédito rápido están:

  • Agilidad en la solicitud
  • Crédito ajustado a nuestras necesidades
  • Mínimo aporte de documentación en el proceso
  • Aprobación en 24h
  • Facilidad de devolución en cómodos plazos

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba