Colaboraciones

Diagnóstico: Altas Capacidades

Diagnóstico: Altas Capacidades – Helena Iglesias Rodríguez

Enfrentarte a un niño de altas capacidades es enfrentarte a un reto constante. Los niños de altas capacidades suelen ser niños de alta demanda desde su nacimiento y llegan a agotar a sus padres y a sus cuidadores. Podríamos definir a los niños de altas capacidades como niños de un “reto constante”. Tener un niño de altas capacidades es tener un Ferrari sin frenos que debes aprender a conducir.

Diagnóstico: Altas Capacidades

Si habitualmente nos encontramos ante recortes constantes ante educación, podemos decir, que los niños de altas capacidades disponen de cero recursos y son los grandes olvidados. La Xunta y los equipos de Orientación Específicos ni están ni se les espera. El profesorado no está formado y esto implica una atención nefasta, por lo que el diagnóstico de estos niños suele recaer habitualmente en instituciones privadas. La educación debe sufrir un gran cambio, desde el modelo de enseñanza, el modelo de escuelas, la elección del profesorado y desde luego en el seguimiento y formación de los niños de altas capacidades. Debemos copiar modelos de enseñanza mucho más modernos que del que disponemos, el finlandés, el de Singapur… o mejor dicho, debemos invertir para tener la mejor y que incluso los mejores países del mundo deseen copiárnosla y no al revés, como estamos mencionando.

Vivimos en una época en la que nos encontramos una gran sensibilización sobre lo que se necesita en las aulas para atender a la diversidad que en ellas se da. Como es sabido a día de hoy no se da toda la respuesta educativa que se necesita y muchísimo menos la excelencia. Bien por la falta de profesionales, la falta de formación, la falta de medios o por la falta de interés por parte de la administración, políticos…. 

Diagnóstico: Altas Capacidades
Niña realizando tareas

¿Sabemos que son las altas capacidades?

Su definición depende del autor, pero a grandes rasgos, las altas capacidades son un hecho diferencial que supone la presencia de un potencial elevado en algún área o en algunas áreas del desempeño humano en comparación con un grupo de referencia. Internacionalmente, el termino empleado para referirse a este hecho diferencial es gifted. El potencial viene dado, pero es la educación a quien le corresponde desarrollarlo. Las altas capacidades son un concepto multidimensional que requiere potenciar al máximo diferentes estrategias y metodologías en el aula, teniendo presentes a todos los alumnos sean cuales sean sus potencialidades. 

Debemos tener muy en cuenta que en Galicia nos define y nos da orientaciones el protocolo de altas capacidades publicado por la Xunta el 27/09/2019 mientras era Conselleira de Educación, Carmen Pomar.

Carmen Pomar fue directora de la Unidad de Atención Educativa en Altas Capacidades de la Universidad de Santiago desde 2009 y directora de proyectos de atención educativa en el campo de la optimización del talento. También es autora de la guía «El triángulo mágico de las altas capacidades» para profesorado gallego, así como de capítulos de libro y artículos sobre inteligencia, motivación y altas capacidades. Fundó Latento.

¿Qué es Latento?

Latento es un equipo multidisciplinar de expertas en identificación, orientación e intervención de altas capacidades. Con más de diez años de experiencia en el sector educativo, iniciaron una nueva trayectoria que tiene su referencia en la creación de una empresa, spin off, partiendo del conocimiento científico generado en la Unidad de Atención Educativa en Altas Capacidades de la Universidad de Santiago de Compostela.

Precisamente esta universidad los sigue acompañando, representada por asesores científicos de reconocido prestigio, en el desafío de proporcionar un servicio integral de atención en altas capacidades, desde una perspectiva de carácter global, con un claro y definido objetivo psicoeducativo y atendiendo a todos los sectores de la población.

Teniendo esto en cuenta y que las valoraciones de dicho gabinete tienen casi la misma validez ante los orientadores que los EOE, podemos decir que su paso por la Consejería y sus saberes en nada han ayudado a los niños de altas capacidades, pero si a su economía. Los papás y profesionales esperábamos mucho más de su paso por la Consejería.

También es cierto, que a veces te encuentras con papás que con el informe de centros privados te dicen que el orientador o el jefe de estudios de su centro les dice que “es un informe de parte y que no les sirve”. Pero cuando les cuentan sus preocupaciones y lo que pasa en su domicilio, muchos orientadores y profesores de centros educativos les manifiestan que eso en el centro no sucede que es imposible que allí es todo lo contrario, y no hacen nada “que los observaran”. Aún así los papás siguen en su lucha.

Es cierto, que se podrían hacer muchísimas más cosas por los niños de altas capacidades y sobre todo legislar y facilitar la identificación, para poder tener una atención de excelencia. Pero lo que hizo esta señora es muy poco teniendo en cuenta sus conocimientos en este campo. Desde luego, ha defraudado y mucho a toda la gente que acudía a su gabinete.

0,3% identificado

En Galicia solo el 0,3% de la población escolar en enseñanzas no universitarias está identificado. Hasta un 2% aproximadamente que debería estar identificado, son muchos los niños que siguen sin diagnosticar. Estas cifras muestran la escasa atención que recibe este alumnado, careciendo de forma generalizada de programas específicos que le ayudan a avanzar en el sistema educativo de acuerdo con sus capacidades. Se estima que un 2,3% de la población mundial es de altas capacidades.

El desconocimiento en general de lo que son las altas capacidades y lo que implica, lleva en muchas ocasiones a diagnósticos erróneos en otras necesidades educativas. La identificación en ocasiones no es sencilla porque pueden tender a enmascararse y no demostrar sus verdaderas habilidades para no destacar entre el grupo de iguales. Ahí es donde una buena formación del profesorado ayudaría a detectarlo precozmente, aunque lo habitual es que sean los padres.

¿Porqué el gobierno del Señor Núñez Feijóo no invierte más en los equipos de orientación? ¿Por qué no formamos al profesorado? ¿Porqué no invertimos más? Será para favorecer los centros concertados donde hay estabilidad del profesorado y en donde se encuentra medianamente con un mínimo de conocimientos, aunque no sean los deseados totalmente.

Problemas en el aula

A parte de una memoria prodigiosa los niños de altas capacidades, no solo se aburren en el aula, sino que a nivel socio-emocional suelen tener bastantes disincronías y sobreexcitabilidades: intelectual, emocional, sensorial, imaginativa y psicomotora.

A parte de la sobreexcitibilidad también nos encontramos con otros problemas como pueden ser:

  1. Disincronía interna: Desajuste entre el nivel intelectual del niño y sus habilidades motoras finas o de madurez emocional.
  2. Organización y planificación excesiva del entorno: llega a construir una actividad dominante y frente a sus compañeros puede acarrear tensiones y rechazo por parte de estos.
  3. Perfeccionismo extremo puede generar situaciones conflictivas y aumentar los niveles de estrés y ansiedad.
  4. Conducta evasiva: en ocasiones prefieren no tomar decisiones y eluden los riesgos que conllevan diversas acciones desembocando en un rendimiento bajo.
  5. Excesiva autocrítica: puede ser la base de procesos como la depresión o trastornos ansiosos.
  6. También nos encontramos ante niños tiranos, es un trastorno de conducta que afecta a niños y adolescentes, en la que éstos acaban desafiando a los padres. Los niños sienten que tienen el control. Bien sea porque los padres le hayan dado muchos privilegios y no han sido muy conscientes en imponer normal y límites en el hogar o, porque no han podido hacer frente a tiempo a las primeras rabietas y demandas del niño. Esto da como resultado que el niño sólo manifieste una relación exigente hacia los padres. Cuando éstos no cumplen sus deseos puede llegar a realizar insultos, amenazas, o incluso en los casos más extremos atacarlos físicamente. Es difícil atajar a niños de altas capacidades cuando suelen rebatir y argumentar castigos, cambios de normas…
  7. Las adicciones, es otro de los principales problemas. Ellos tienen tendencia a abusar de substancias adictivas. Suelen hacerlo por escapar del malestar evitar la frustración, la cólera, la depresión, por la incomprensión de una sociedad en la que no se reconocen, la impotencia de no ser las personas que quieren ser, el aburrimiento, el estrés o la ansiedad. Muchas de estas situaciones vienen precedidas por un no encaje en la sociedad. Los intereses de los niños con altas capacidades son totalmente distintos de los demás niños de la misma edad, cosa que provoca bastantes problemas para relacionarse y son señalados como un agente anómalo, una especie de fallo de matriz que les repercute de inmediato. «Las niñas superdotadas están más expuestas al rechazo y la soledad, que hace más daño psicológico»

El rechazo

“Tenemos el rechazo explícito o implícito. El explícito es aquel donde el pequeño superdotado es el objeto de las burlas colectivas e, incluso, agresivas; lo que viene siendo el abuso escolar, que está más presente entre los chicos. Después está el implícito, donde entra la exclusión y el bloqueo social, ‘no juegues con este’, la manipulación, ‘¡este no te conviene!’, y lo que tiene que ver con el rechazo psicológico. También te quedas solo, pero es menos visible. Este último está más presente en las niñas y hace más daño psicológico”.

Diagnóstico: Altas Capacidades
Cálculo matemático

Atención psicológica

Para eso también el Señor Feijoó debería invertir más en el Sergas y en la atención psicológica de estos niños. Como bien se explica, no solo influye en un CI sino que es muy importante cuidar su bienestar psicoemocional y a día de hoy poco o muy poco se hace desde la administración. En el Sergas, la atención psicológica da citas cada 6 meses y es habitual que se cambien los profesionales cada vez que se acude a consulta, por lo que no hay estabilidad.

Esto supone que no existe estabilidad ni para el niño ni para los padres por lo que una vez más se debe buscar ayuda fuera del sistema público. Lo que no se puede es acudir a una consulta y que hoy se les diga a unos padres unas pautas y la siguiente consulta se les cambien. Las pautas de los profesionales deben ser claras y seguir una lógica.

Es importante que los centros educativos y sanitarios ofrezcan una respuesta adecuada para que la capacidad de socialización, integración y convivencia con el resto de compañeros del centro escolar no se vea disminuida y se favorezca en todo momento su educación.

La investigación educativa reconoce que es necesario ofrecer una respuesta educativa ajustada a las necesidades de este alumnado, planificando las medidas necesarias. Debemos abordar una respuesta adecuada a la equidad y la excelencia, por la salud socioemocional dentro del entorno educativo.

No nos podemos permitir que en pleno siglo XXI queden niños sin atender y menos por una administración que solo realiza recortes y recortes de forma sistemática en la educación y en la sanidad. En mi humilde opinión, tanto la educación como la sanidad son los pilares de una sociedad fuerte y prospera.

Soluciones en Galicia

¿Qué puede hacer el gobierno autonómico?

  • Incorporar más profesionales especializados en altas capacidades a los EOE. Una persona sola no puede atender una especialidad de toda una provincia.
  • Aplicar el protocolo de altas capacidades intelectuales publicado por la Xunta en los centros públicos.
  • Integrar en los planes de atención a la diversidad medidas destinadas a mejorar la atención al alumnado de altas capacidades intelectuales.
  • Potenciar programas, agrupamientos y metodologías adecuadas y colaborativas en los centros educativos para los alumnos y alumnas con altas capacidades intelectuales de modo que se facilite su integración en el grupo clase y se desarrolle todos sus potenciales de aprendizaje.
  • Favorecer programas de enriquecimiento, estrategias de ampliación curricular especialmente diseñadas para alumnos y alumnas con altas capacidades, asumiendo la inclusión.
  • Potenciando la formación del profesorado, de los equipos directivos y de los profesionales de la orientación en el conocimiento del alumnado con altas capacidades intelectuales y de la respuesta educativa idónea, que cuente con métodos y didáctica para incentivar y apoyar a este alumnado, programas, medidas y recursos específicos.
  • Potenciar el empleo de plataformas, la escuela virtual y otras vías complementarias para que los niños y jóvenes avancen en su propio ritmo de aprendizaje.
  • Llevar a cabo programas para la formación de las familias basados en la detención temprana de los niños con altas capacidades intelectuales y la orientación educativa en el ámbito familiar.
  • Protocolo de intercomunicación con el Sergas (pediatras, psiquiatras, psicólogos…) para mejorar la fase de detención.
  • Flexibilización en los protocolos de acceso a los conservatorios, escuelas oficiales, … así como la firma de convenios con los ayuntamientos para la flexibilización de acceso a actividades en los niños de altas capacidades.
  • Creación de centros de referencia con profesorado formado en todos los niveles educativos, potenciando el trabajo por equipos.
  • Incorporar mas profesorado y que este esté formado con las nee en las que va a intervenir.
Cerebro en funcionamiento

Otras opciones

¿Qué puede hacer la administración local?

  • Creación de programas de enriquecimiento curricular.
  • Talleres emocionales.
  • Talleres de talento.
  • Fomento de hábitos saludables.
  • Flexibilización en escuelas municipales de música e idiomas.
  • Refuerzo educativo adecuado a este alumnado.
  • Programas para las familias. 
  • Fomento del deporte.
  • Fomento de relaciones entre iguales.

¿Qué sucede con las asociaciones de altas capacidades?

El objetivo fundamental de estas asociaciones y fundaciones es ser un punto de encuentro e información para las familias con niños que poseen altas capacidades y ayudar al desarrollo de las personas con talento. Aquí en Ourense teniendo en cuenta que se reúnen cada 15 días me planteo ¿es útil? Pues creo que no.

Para un niño de altas capacidades tener una actividad cada 15 días tampoco es que vaya a solucionar su problema. La formación a los padres una vez al mes tampoco creo que sea lo adecuado. ¿Porqué no intentar fomentar actividades un par de veces a la semana y asesorar a los padres de forma más continua?

¿A dónde recurren los padres?

Pues una vez más a psicólogos y academias de refuerzo puesto que centros de enriquecimiento existen pocos y con precios elevados y prohibitivos para la mayoría de los bolsillos. Teniendo en cuenta que muchos de los padres deciden mandar a estos niños desde bien pequeños a profesores de instrumentos, a idiomas y otro tipo de actividades de formación. Todo esto cabe mencionar que siempre y cuando el poder adquisitivo de los padres ayude a fomentar el desarrollo cognitivo y emocional de los niños. 

Cuestión de voluntad

Dicen que querer es poder, y todos podemos hacerles la vida más fácil a los niños de altas capacidades. Debemos crearle retos, potenciar su talento, pero debemos creer que van ayudar a nuestra sociedad.  Porque pueden hacerlo si les damos las herramientas necesarias para ello. Ellos por si mismos no van a avanzar, necesitan estímulos que la sociedad debemos ofrecerles. ¿Estamos dispuestos?

Lo hicimos con los discapacitados visuales, ofreciendo pequeñas concesiones, aunque deberían ser más, con los autistas, … ¿Y con los niños de altas capacidades lo haremos?

Alumno en la escuela

Y ahora voy a plantear una última pregunta a los lectores y dejo que ellos mismos contesten; ¿qué sucede si un niño de altas capacidades nace en una familia de recursos limitados? ¿Cual es su futuro? 

A lo largo de mi trayectoria como maestra de refuerzo, puedo afirmar que entre un 30% y un 40% del alumnado que ha pasado por mis manos era de altas capacidades. ¿Por qué acuden a refuerzo? Porque en el aula desconectan con las clases magistrales, se aburren de realizar una y otra vez las mismas tareas, necesitan estímulos, retos constantes. No mencionemos los exámenes los cuales para la mayoría de ellos son un aburrimiento repetir el mismo modelo de ejercicio, repetitivo. Cuando llegan a ti te encuentras padres que te lo cuentan, te lo ocultan… pero enseguida identificas a estos niños por su curiosidad, por su premura a la hora de resolver las tareas y sobre todo, porque siempre están haciendo varias cosas a la vez.

El cambio que no llega

Lo que es claro es que ser un niño o adulto con un CI alto no significa que vayas a ser un Einstein. El éxito no está garantizado, hay que dar herramientas. Debemos entender a unos individuos cuya cabeza va desemparejada a su cuerpo y deben aprender a manejar sentimientos, pensamientos… 

Desde luego, el modelo educativo debe cambiar. La memorización en un mundo digitalizado es innecesaria y menos cuando la compresión de la población en general es cada vez mas y mas deficiente. El profesorado no debe ser el jefe, sino un instrumento el que usen sus alumnos como método de aprendizaje. Y nuestros niños deben aprender a aprender, y saber donde encontrar las herramientas a emplear en cada momento. Criemos a niños eficientes con herramientas, no loritos repetitivos. Y como no, deben involucrarse los políticos desde nivel estatal, pasando por el autonómico y el local.

Quiero agradecer muy especialmente a la concejala de educación del ayuntamiento de Barbadás su implicación y su flexibilización. Cabe destacar que es un ayuntamiento que apuesta por la inclusión. Quiero animar a todas las formaciones a trabajar en ese camino. Nadie está exentos de que uno de sus hijos tenga necesidades educativas especiales y dependamos de terceros para sacarlos adelante.

Diagnóstico: Altas Capacidades – Helena Iglesias Rodríguez

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba